El tape art es un estilo artístico que invita a compartir, tanto en su creación como en su disfrute. Cuenta la leyenda que ya desde sus inicios, allá por 1989,  el tape art comenzó como una acción nocturna de un grupo de estudiantes en el campus de Rhode Island, Estados Unidos, dirigidos por  Michael Townsend considerado por muchos como el padre fundador del tape art.

Unos pocos años más tarde, en otra parte del mundo y con un estilo artístico muy parecido (tape art figurativo y metafórico) , Erica Duthie & Struan Ashby comenzaban el que hoy en día es uno de los colectivos más veteranos, Tape Art New Zealand. Ya han creado más de 250 murales, desde grandes creaciones cívicas para festivales y eventos internacionales, a trabajos para  la comunidad – viñetas en los hospitales – y actualmente viajan por todo el mundo para crear y compartir el placer de su arte urbano único.

Y nos transportamos en el tiempo y en el espacio para conocer en Europa los colectivos más actuales como Apear Collective cuya portavoz Stephanie M. Praegel nos cuenta que “el colectivo formado por gente de varios países ha paralizado su actividad pero en breve nos sorprenderán con trabajos nuevos en la zona de Escandinavia”. Orto es el colectivo de artistas eslovenos formado por Fejzo & Luka Ursic cuyo trabajo, muy interesante y fresco, ha servido como eje en varias campañas publicitarias.

Y ya en España nos quedamos con No Curves cuya premisa, como indica su nombre, es la de trabajar el tape pero sin usar las curvas, y con Colectivo TAV los más jóvenes en este movimiento, y nos reservamos a ambos para dedicarles unos post especiales para que podáis conocerlos mucho mejor 🙂