Este guipuzcoano afincado en Zaragoza, miembro de TAPE ART SOCIETY, se inició en el tap art a través  de sus trabajos “Best before” (2005-2009) y “Vertical thoughts” (2009-2012) en los cuales reduce los materiales plásticos a cintas adhesivas y establece la verticalidad como elemento estructural. Su obra ha sido expuesta en museos y salas de arte contemporáneo en España, Portugal y Méjico y ha sido seleccionada en más de 70 premios y certámenes de artísticos. Solanas-Díaz ha participado en residencias artísticas como Cal Gras Artist´s residencies, Fundación Uncastillo y UDLAP, entre otras.

Su último proyecto es Intermissions, un interesante trabajo realizado con cinta señalizadora adhesiva que consiste transformar el espacio arquitectónico y urbano mediante patrones y estructuras geométricas previamente analizadas y desarrolladas. Combina estas cintas para crear efectos de movimiento o distorsión. Este efecto pixelado origina formas propias del Op-art que obligan al espectador a establecer continuamente relación visual con las obras desde diferentes perspectivas para su completa apreciación. Un juego visual precioso y una visión personal y diferente del tape art que nos encanta. En su apartado de la web puedes ver todas las imágenes…